tarta, tatin, tarta tatin

Bon appétit amigos,

1471010973_appleQué delicia de tarta, fácil, cuyo ingrediente principal, la manzana es asequible todo el año! Ideal de postre o para tomarla templada de merienda con una taza de té en invierno .

Se llama así gracias a Stéphanie y Caroline Tatin, dos hermanas que dirigían un pequeño hotel en Lamotte-Beuvron, una ciudad del centro de Francia, en el siglo XIX.

Dice la leyenda que un día, Stéphanie al preparar manzanas caramelizadas para sus huéspedes, se despistó y las caramelizó demasiado. Para reparar su error, la cubrió con una masa encima y la horneó para seguidamente darle la vuelta, dando lugar a esta maravillosa tarta.

CoffeeContinúa la tradición explicando que la probó uno de sus huéspedes, dueño de un famoso restaurante en Paris, al que le gusto tanto que decidió incluirla en la carta de su restaurante y prepararla para sus clientes. Fue tal el éxito que pronto la lanzó a la fama y le puso el nombre de Tarta Tatin en honor a estas dos hermanas.

¡Y yo también les estoy muy agradecida! Es una de mis tartas favoritas. Me gusta tomarla así sola para respetar la receta original. Aunque una bola de helado de vainilla o un poco de nata montada le va muy bien (pero ya no es la original Tarta Tatin y encima ¡se disparan las calorías!)

ingredientes

Ingredientes:

tarta tatin

-1 lámina de hojaldre refrigerada

-70 gramos de mantequilla

-75 gramos de azúcar

-El zumo de medio limón

 

fuego

Lo primero que haremos es poner el horno a calentar a 190 grados. Pelamos las manzanas, las cortamos en dos mitades y le quitamos el corazón. Las ponemos en un bol con una cucharada de azúcar y 10 gramos de mantequilla derretida. Las dejamos unos minutos así mientras preparamos el caramelo.

Directamente en la fuente redonda apta para horno, ponemos el resto de la mantequilla y el azúcar junto al zumo de limón. Lo calentamos en la encimera hasta que empiece la ebullición. En este momento y con mucho cuidado de no quemarnos (estará la fuente muy caliente) colocamos las mitades de la manzanas con el hueco hacia arriba.

Ponemos la fuente al horno durante 15 minutos a 190 grados.

La sacamos, las manzanas habrán tomado ya un bonito color marrón claro. Cubrimos con la masa de hojaldre cortada previamente del tamaño de la fuente y volvemos a ponerla al horno otros 25 minutos a 190 grados.

TrucoTruco: Cortar la masa un centímetro más del tamaño de la fuente así tendréis espacio suficiente para sellar bien la masa al molde. Y no os olvidéis de pinchar la masa antes de colocarla así no se inflara al cocerse.

Dejarla atemperar un mínimo de 30 minutos antes de desmontarla.

Pasar un cuchillo por los bordes para que la masa se despegue de la fuente , ponerle un plato por encima y darle la vuelta con cuidado.

El resultado es ¡¡espectacular!! Y qué olor Uhmmmm

tarta tatin

Bon appétit Mama,

 

 

Anuncios

2 Comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s