Bon appétit amig@s,

Me encanta la comida salada-dulce, no lo puedo remediar jaja. Esta quiche, que puede servir de primer plato ó plato único como a mi me gusta, acompañada de una buena ensalada está sublime.

Nada complicada de preparar, una buena masa quebrada (brisée) casera que se hace en un santiamén y un relleno sencillo. Al horno y en 35-45 minutos lo tenemos hecho.Comida de lujo si os gusta el gorgonzola claro aunque lo podéis sustituir por otro queso tipo rulo de cabra por ejemplo (algo más suave).

La  masa quebrada es una masa que se utiliza en infinitas de recetas tanto dulces como saladas. Es una masa muy fácil de hacer y muy buena. Yo no tiro el sobrante cuando preparo alguna, simplemente los congelo y cuando tengo varios, los descongelo en un par de horas y tengo una nueva masa.

Como toque extra (opcional) añadí unos cuantos piñones al relleno (que bien se puede poner algo de nueces) para dar una textura crujiente.

Ingredientes :

Para la masa quebrada (brisée):

150 gramos de Harina

75 gramos de Mantequilla fría

45 gramos de Agua fría

4 gramos de Sal

Para el relleno:

200 gramos de Gorgonzola

100 ml de Leche

2 Huevos (tamañoL)

2 cucharadas de Cebolla caramelizada

1 Pera (tipo Conferencia)

Sal-pimienta

Piñones, nueces (opcional)

Empezamos pues por preparar nuestra masa quebrada : en un bol ponemos la harina (que no hace falta tamizar) junto a la sal y mezclamos un poco. Agregamos la mantequilla fría cortada en cubitos y con nuestras manos vamos a frotar hasta conseguir una arenilla. Terminamos añadiendo el agua fría e integramos (sin amasar en demasía) hasta formar una bola. Aplastamos un poco, recubrimos con papel film alimentario y reservamos en la nevera 30 minutos o en el congelador 10 minutos.

Pasado este tiempo la masa se puede manejar y extender sin dificultad. Lo hacemos y cubrimos nuestro molde. Pinchamos la base y cubrimos con alguna legumbre (garbanzos…) para hacer peso. La llevamos al horno precalentado a 180 grados durante unos15 minutos para precocerla en blanco.

Mientras seguimos con el relleno: en un bol batimos los 2 huevos enteros, añadimos la leche, las 2 cucharadas de cebolla caramelizada (en este caso utilicé un bote comprado en supermercado) y el queso gorgonzalo cortado en trocitos.

Salamos un poco (el queso de por sí ya es salado) y agregamos pimienta molida.

Sacamos nuestra masa del horno que ya estará precocida y vertemos el relleno preparado. Lavamos muy bien una pera, la cortamos en 4 y le quitamos el corazón. La cortamos en rodajas finas que pondremos por encima del relleno.

Terminamos con algunos piñones o nueces si nos gusta y la llevamos al horno durante unos 35 minutos con calor arriba-abajo.

No os quiero contar el olor que tengo en este momento en mi cocina al sacar esta delicia, uuuuuhmmmm!!

Una delicia para sorprender en casa, una quiche original para un buffet etc….

Bon appétit Mama

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s