Bon appétit amig@s,

Así se llama este tipo de tarta que parece que se caen los caramelitos, en este caso Lacasitos o M&M sobre el pastel.

Es muy original y seguro les encantará a los niños. ¿Algún cumpleaños a la vista o fiesta infantil? No solo devorarán esta tarta con los ojos sino también con el estómago ya que esta buenísima.

Un bizcocho genovés suave y una crema de chocolate a base de ganache montada que esta de muerte.

Ingredientes:

Para el bizcocho genovés:

4 huevos

120 gramos de azúcar

1 sobre de azúcar vainillado

ó 1 cucharadita de extracto de vainilla

120 gramos de harina

Para la crema ganache:

400 gramos de chocolate para postre

400 ml de nata para montar (mín. 35%)

Para el almíbar:

100 gramos de azúcar

100 ml de agua

Para la decoración:

Lacasitos/ M&M/ chocolatinas ….

Os recomiendo empezar por el ganache ya que necesitará un tiempo de reposo al frío para que se pueda montar bien y esté bien frío. Así que lo hacemos primero y mientras se enfría podremos seguir con la receta.

Para ello troceamos el chocolate y en un cazo calentamos la nata. Cuando ya llegue a su punto de ebullición, la vertemos directamente sobre el chocolate y dejamos reposar un par de minutos. Seguidamente  removemos con una espátula hasta que este bien mezclado. Una vez frío lo llevamos a la nevera durante una hora.

Pasado este tiempo ya estará bien frío y lo podemos montar con la batidora como solemos hacer para montar la nata.

Para el bizcocho: es un bizcocho muy sencillo que lleva muy pocos ingredientes y el truco está en que hay que batirlo muy bien para incorporar el máximo de aire a la masa , no baje una vez sacado del horno y quede súper suave.

Batimos primero durante unos 2 minutos los 4 huevos enteros y vamos añadiendo luego sin dejar de batir el azúcar normal y el vainillado. Ahora es cuando tenemos que tener un poco de paciencia y batir sin parar durante otros 4-5 minutos hasta que consigamos que doble su volumen, quede casi blanquecino y espesito.

Una vez hecho este paso agregamos la harina tamizada y con una espátula la incorporamos en movimientos envolventes suaves para que no baje la masa.

Como siempre os digo, tendremos ya precalentado nuestro horno a 170 grados (paso fundamental ya que no podemos introducir el bizcocho en el horno si éste no está ya caliente)

Lo horneamos a 170 grados durante unos 30 minutos.

Mi molde es de 18 cm de diámetro y lo forré (como se puede apreciar en el vídeo) de papel de horno tanto la base como los laterales sobresaliendo unos 5 cm ya que esto facilita que el bizcocho suba mejor.

Lo sacamos del horno y lo dejamos enfriar totalmente antes de desmoldarlo.

Para el almíbar: solo hay que hervir el agua junto al azúcar durante 2-3 minutos y dejar enfriar.

Una vez frío el bizcocho lo rebanamos en 2 partes y montamos la tarta.

Mojamos la primera parte con un poco de almíbar y ponemos una generosa capa de crema de chocolate. Lo cubrimos con la segunda parte y repetimos la operación así como cubrir los laterales.

Reservamos en la nevera unos 20 minutos y luego podemos proceder a la decoración.

Para fijar los lacasitos en el alambre utilizamos un poco de chocolate fundido (no el ganache) , pegamos los lacasitos y llevamos al frío para que endurezca. Hacemos lo mismo en el anverso.

Lo pinchamos en el medio de la tarta y vamos poniendo el resto de la decoración.

Parece un poco largo pero no es una tarta muy complicada.

¡Y qué sorpresa para los niños!!

Bon appétit mamá

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s